La tasa de conversión permite incrementar los beneficios de un negocio al generar más clientes
Blog para empresas audaces

Tasa de conversión: qué es y cómo incrementarla

Si un usuario llega a nuestra web y acaba realizando la acción que nosotros hemos marcado como objetivo es una buena noticia y una situación que refleja la tasa de conversión.

Como ya hemos comentado en este blog, la conversión se alcanza cuando un usuario realiza la acción que nosotros queremos que realice en nuestra web. Es decir, si tenemos un e-commerce, nuestro objetivo será que los usuarios compren. Si nuestra web da a conocer nuestros servicios, nos interesará que los usuarios rellenen el formulario de contacto. O que descarguen un pdf. O cualquier acción que nos interese.

¿Y cómo se puede medir estas acciones? A partir de la tasa de conversión.

¿Qué es la tasa de conversión?

La tasa de conversión es una métrica que relaciona el número de conversiones y el número de visitas a una página web. Se trata de una medida que refleja la efectividad de nuestras acciones de marketing.

Para lograr incrementar la tasa de conversión se debe de potenciar el tráfico en la web y conseguir que el proceso de conversión sea sencillo. De poco servirá que tengas una tasa de conversión alta si el tráfico no lo es. Es por eso que aumentar la conversión necesita la integración de varias áreas como el diseño UX y el marketing digital.

Las acciones de marketing online tienen el objetivo de atraer un tráfico cualificado a la web y permite diferenciar por qué canal ha entrado cada usuario. El diseño UX permite ubicar las llamadas a la acción en el lugar adecuado y hacer de la web un sitio web fácil de utilizar. A veces incrementar la conversión es todo un reto. No te pierdas estos 5 pasos. 

5 pasos para incrementar la tasa de conversión

1.- Revisa tu propuesta de valor

La propuesta de valor es fundamental dentro de un sitio web. El sitio web de una empresa debe mostrar los productos y servicios y las ventajas de contratar nuestros servicios frente a los de la competencia.

2.- Realiza un análisis de tu web

Para mejorar la tasa de conversión, uno de los primeros pasos es llevar a cabo un análisis de la web. A partir de la web se tiene que difundir la propuesta de valor que hemos tratado en el punto anterior. Los pasos que pueden seguirse a la hora de realizar el análisis son:

  • Estudia la estructura del sitio webEsto se consigue mediante el diseño de la arquitectura de la información. Realizar un gráfico con la estructura de las páginas y de los contenidos nos ayudará a comprender cómo está ordenada la página web. A partir de este análisis se puede reflexionar sobre el contenido y las categorías que se presentan. El análisis de la estructura web, además, es importante de cara al SEO y a la experiencia de usuario. Una web clara y sencilla hará posible que los bots de Google puedan rastrear la web de una forma más sencilla. 
  • Revisa el diseño UX: El análisis de las métricas que nos proporciona Google Analytics es un gran indicador de la usabilidad de un sitio web. Si, además, se aplican mapas de calor, podremos conocer qué zonas visitan más los usuarios. A partir de Google Analytics y los heatmaps podemos hacernos una idea global sobre el funcionamiento del diseño de la web. Lo ideal en una página web es que sea fácil de usar para los usuarios y que mantenga un mismo estilo visual.
  • Analiza el posicionamiento SEO de tu web: Uno de los primeros pasos para aumentar la tasa de conversión es generar tráfico. Sin tráfico no hay conversión. Para potenciar el tráfico, es necesario diseñar una estrategia de palabras clave así como revisar los elementos On Page y Off Page con los que cuente la web. 

3.- Planifica unos objetivos

Para medir la tasa de conversión es importante definir unos objetivos de conversión. Los objetivos de conversión representan la actividad completada que hemos fijado como objetivo como comprar un producto o rellenar un formulario. Un objetivo debe de ser alcanzable, medible y con posibilidad de ser cuantificado.

Una vez se haya fijado la acción que determina la consecución del objetivo, se puede configurar en Google Analytics para poder realizar un seguimiento. Si para conseguir un objetivo, el usuario tiene que atravesar por diferentes pasos, se podrá diseñar un embudo de conversión. El embudo de conversión es un gráfico que representa cada uno de los pasos que los usuarios deben de dar hasta convertirse en leads, esto es, clientes potenciales.

4.- Planifica tus acciones

A partir del análisis de la web, podemos llevar a cabo modificaciones de la landing page y de los call to actions. En función de cómo se desenvuelven los usuarios, podemos colocar diferentes llamadas a la acción para que orienten los usuarios a la conversión. Si los call to action son efectivos, la tasa de conversión aumentará.

Si se realizan acciones de marketing online como publicidad online, la landing page es un elemento fundamental. A partir de los resultados obtenidos, también se puede ir perfeccionando esta página de aterrizaje. Sírvete de la analítica digital para saber cómo confeccionar tus landings y dónde ubicar los botones CTA.

5.- Analiza los resultados y sigue mejorando

La tasa de conversión siempre puede optimizarse. Para ello es importante seguir manteniendo el análisis de la web y de las acciones realizadas.

EL COMIENZO

Sobre nosotros

Looptoit es una empresa tecnológica especializada en el análisis de empresas y en la prestación de servicios tecnológicos integrales.

Dónde estamos

C/ Ferraz 80,
Bajo Izquierda 28008,
Madrid, España
Tel. 915 419 569

hola@looptoit.com